Publicado el 23/08/2019 Categoría: Actualidad

Johnson formaliza sus exigencias sobre el Brexit pero Bruselas las rechaza



Winston Churchill decía que Rusia era “un acertijo, envuelto en un misterio, dentro de un enigma”, y lo mismo puede decirse de la estrategia de Boris Johnson sobre el Brexit. ¿Pretende, detrás de su actitud de máxima dureza, hacer en el último momento concesiones que permitan un acuerdo que intentaría vender como una victoria? ¿O, por el contrario, ha elevado tanto las exigencias a la UE para dinamitar las negociaciones, salir por las bravas el 31 de octubre, y convocar elecciones acusando a Bruselas de intransigencia y echándole la culpa del fracaso? Sólo él, y un pequeño grupo de asesores –encabezado por Dominic Cummings, el Maquiavelo británico– lo saben.

 

En vísperas de su primer viaje al continente para entrevistarse hoy con la canciller alemana Angela Merkel, mañana con el presidente francés, Emmanuel Macron, y asistir después a la cumbre del G-7 en Biarritz, Boris ha movido ficha, aunque sea con timidez. Tras reiterar que el backstop o salvaguarda irlandesa (medidas para impedir una frontera dura en el Ulster equiparando las tarifas y regulaciones del Reino Unido y la UE) ha de ser eliminada del acuerdo de Retirada por “antidemocrática”, el premier británico se muestra dispuesto a “compromisos y declaraciones de intenciones que afirmen la confianza de que no habrá controles”.

 

 

Todo más flojo que uno de esos cócteles sin alcohol cada vez más de moda, como un mojito sin ron o una margarita sin tequila, pero algunos observadores han querido interpretarlo como un indicio de que quiere negociar, e incluso podría aceptar una especie de backstop siempre que se llamase de otra manera, de modo que su eventual bajada de pantalones pasara más o menos desapercibida, y los euroescépticos radicales de los Comunes pudiesen votar a favor de un revisado acuerdo de Retirada. Downing Street presenta como principal argumento para obtener concesiones de la UE que “si no las hay, Irlanda está jodida”. Como si acaso el Reino Unido no fuese también a estarlo…

 

Fuente: La Vanguardia

 

Noticia completa: https://www.lavanguardia.com/internacional/20190821/464196897410/boris-johnson-brexit-plan-bruselas-rechazo.html